Casa Llorens


Casa Llorens es una de las casas palaciegas más impresionantes y mejor conservadas de Puertomingalvo. Su fecha de construcción, entre los siglos XVI y XVII, la sitúa a caballo entre la sobriedad y elegancia renacentistas, presentes en su sencilla fachada que antes de la última restauración aparecía cubierta por un revoco uniforme, y la recargada decoración del barroco, tal y como puede apreciarse en su alero labrado de madera, su interesante rejería y, sobre todo, su escudo nobiliar encastado sobre el arco de entrada.

Existen muchas otras muestras de arquitectura popular en Puertomingalvo en las que descubrimos un gran conjunto de detalles sorprendentes e inesperados. Entre ellos, los dinteles de muchas portadas llaman la atención por sus inscripciones en las que se unen símbolos o frases religiosas con fechas que nos hablan de un momento histórico de especial bonanza económica que favoreció la construcción de un buen número de nuevas casas.

Otro elemento de oscuro significado es el tirador denominado faliforme que, al parecer podría constituir una reminiscencia de los ancestrales cultos a la fertilidad presentes en las sociedades de carácter agrícola.